Recetas
Granola con chocolate y sin gluten

Hoy toca hacer granola en casa, bueno, hoy y una vez a la semana. Con solo usar avena sin gluten ya es apta para celíacos, y aunque yo soy vegana, consumo miel – ya lo he comentado varias veces –  pero se puede usar agave o cualquier otro sirope, incluso pasta de dátiles va bien.

Hay muchas manera de personalizar la granola – esta o cualquier otra – con o sin cacao, con diferentes semillitas y frutos secos e incluso con tahini o crema de cacahuete (maní) para una opción salada. Una buena granola va de lujo para resolver cualquier desayuno o meriendas, es muy fácil de hacer y luego hay muchas maneras de comerla. Todo es cuestión de jugar con los ingredientes y poner lo que más nos guste, solo hay que ir probando hasta encontrar el punto perfecto (esta receta es mi punto perfecto). Además, ni te imaginas lo rica que queda con este helado 🙂

A mí me gusta experimentar, jugar a ensayo y error, y probar cosas nuevas ¡es divertido! y estimulante, y te puedo decir con toda honestidad, que aunque sí que tengo unas tres recetas de granola que me gustan, esta ¡se lleva el premio mayor!

Apúntala para que no se te olvide…

Ingredientes:
•  
4 tazas de avena (sin gluten)
•  
½ taza de coco rallado
•  
¼ taza de chia
•  
Chocolate negro al gusto
•  
Frutos secos y/o semillas a gusto (yo uso alrededor de ½ taza de lo que tenga a disposición)
•  
½  taza de cacao puro el polvo
•  
¼ taza + 2 CDAS de miel, agave u otro sirope (en caso de pasta de dátiles usar alrededor de 3/4 de taza a 1 taza).
•  
1 cdta de vainilla líquida

Instrucciones:
1.
Mezcla todos los ingredientes (menos los tres últimos). Te recomiendo que piques un poco el chocoloate y los frutos secos.
2. En otro recipiente, mezcla los tres últimos ingedientes y calienta un poco a fuego medio-bajo. Cuidado no vayas a quemar la miel, lo que queremos es ablandarla para que quede bien líquida y que así se mezcle bien con el cacao.
3. Cuando ya ell cacao esté bien incorporado a la miel – y en estado líquido – agrega la mezcla a los ingredientes secos y mezcla bien con cuidado de no quemarte.


4. Pásalo a una bandeja para horno – te recomiendo cubrir la bandeja con una lámina para hornear o papel apto para horno – y hornea a 150°C durante 20-30 minutos… depende mucho de cada horno, así que mejor estar pendiente e ir revisando.
5. Una vez que este lista, retira del horno y espera a que se enfríé. Rómpe la granola y guarda en un recipiente hermético.

Sírvela como más te guste… con frutas, yogur, helado, o incluso así solita está ¡buenísima!

¿Te gusta la granola? ¿Con qué te la comerías?

4 Comentarios

  • Angeles Topete

    27 septiembre, 2018

    Muchas gracias por tus recetas¡

    Responder
  • Maria Isabel Borden de Galavis

    26 marzo, 2018

    Para comenzar el día con buen pie, primero desayuno lo mejor posible, un plato de esta granola con yogurt y una taza de té son esenciales para facilitar el mejor día posible.
    Gracias por compartir esta receta.

    Responder

Deja un comentario